rysvacunaciones
VACUNAS
  1. Ficha Técnica Influenza
    Están disponibles las siguientes vacunas trivalentes contra la influenza: • Vacunas inyectables trivalentes en dosis estándar que se fabrican utilizando virus cultivados en huevos. Hay disponibles varias vacunas inyectables contra la influenza diferentes de este tipo que además están aprobadas para usar en personas de diversas edades. Algunas están aprobadas para usar en personas de tan solo 6 meses de edad. La mayoría de las vacunas inyectables contra la influenza se administran usando una aguja. Una dosis estándar de la vacuna inyectable trivalente también puede administrarse usando una inyección a presión en personas de 18 a 64 años de edad. • Una vacuna trivalente en dosis alta, aprobada para personas mayores de 65 años. • Una vacuna inyectable trivalente con un virus crecido en cultivo de células, que está aprobada para usar en personas mayores de 18 años. • Una vacuna inyectable trivalente recombinante que no contiene huevo, aprobada para personas mayores de 18 años. La vacuna tetravalente contra la influenza protege contra dos virus de la influenza A y dos virus de la influenza B. Están disponibles las siguientes vacunas tetravalentes contra la influenza: • Una vacuna inyectable tetravalente contra la influenza que se fabrica utilizando virus cultivados en huevos. Hay disponibles varias vacunas inyectables contra la influenza diferente de este tipo que además están aprobadas para usar en personas de diversas edades. Algunas están aprobadas para usar en personas de tan solo 6 meses de edad. • Una vacuna inyectable intradérmica tetravalente, que se inyecta vía intradérmica en lugar del músculo con una aguja mucho más pequeña que la que se usa con la vacuna inyectable común. Está aprobada para personas de 18 a 64 años. • Una vacuna tetravalente en atomizador nasal, aprobada para usar en personas de 2 a 49 años de edad. Tomado de CDC (Centers for Disease Control and Prevention) en internet.
  2. Ficha Técnica Hepatitis B
    La Hepatitis B (VHB) es una enfermedad viral que provoca la inflamación del hígado, en algunos casos la infección puede hacerse crónica con la aparición de la cirrosis, falla hepática o el cáncer de hígado. Se transmite a través del contacto con la sangre y otros fluidos corporales (ej. Semen). Esto puede ocurrir a través del contacto sexual con una persona infectada o al compartir agujas, jeringas u otros equipos para inyectar drogas. La hepatitis B también puede ser transmitida de la madre infectada al bebé durante el nacimiento. La hepatitis B no se contagia a través de la leche materna, ni al compartir utensilios para comer, abrazarse, besarse, tomarse de las manos, toser o estornudar. A diferencia de algunas formas de hepatitis, la hepatitis B tampoco se contagia por medio de comida o agua contaminadas Puede ser asintomática (sin síntomas) o sintomática. Algunos de los síntomas pueden ser decaimiento general, fiebre, dolores musculares, náuseas, vómito e ictericia.
  3. Toxoide Tetánico
    xisten varios tipos de toxoide tetánico; los disponibles actualmente son: (T) Toxoide tetánico aislado Actualmente casi no se utiliza. (DTPa) Toxoide tetánico y diftérico combinado con Pertussis acelular (TD) Toxoide tetánico y diftérico de tipo infantil (Td) Toxoide tetánico y diftérico tipo adulto (Tdpa) Toxoide tetánico, diftérico y pertussis acelular tipo adulto Las vacunas celulares contra tosferina se iniciaron en 1920. Pero el toxoide pediátrico tetánico, difteria y vacuna tosferina celular (DPT) no fue recomendado rutinariamente en niños hasta las décadas de 1940-1950. En 1991 TDaP, por la menor reactogenicidad pediátrica fue la primera en obtener licencia para uso en niños entre cuatro y cinco dosis en Estados Unidos. En 1996 TDaP tenía licencia para administrar las primeras tres dosis en la infancia. En 1997, la ACIP (Advisory Committee on Immunization Practices) recomendó el uso de TDaP pediátrica rutinariamente en 5 dosis en el siguiente esquema: 2, 4, 6, 15-18meses y 4-6 años. Sin embargo DTP pediátrico no ha estado disponible en los Estados Unidos sino desde 2002 según registros del CDC. 8 La formulación de vacunas a mayores de 7 años, fue con Td igual que a poblaciones pediátricas por el bajo contenido antigénico de toxoide difteria induce adecuadas respuestas inmunes y tasas bajas de reacciones adversas tanto en la población infantil como adulta.8 En 1995, existía la recomendación de Td para adolescentes entre 14-16 años, aproximadamente 10 años después de completar el esquema DPT en la infancia. Para estos años la ACIP, la Academia Americana de Pediatría y de Médicos Familiares recomiendan administrar Td entre 11-12 años y no aceptaron las edades de 14-16 años.8 En 1996 la ACIP enfatiza en la recomendación para administrar Td entre 11-12 años de edad, si al menos 5 años hubieren transcurrido desde la administración de la última dosis de DTP/DTAP pediátrica. Td también se recomendó para los adolescentes mayores que omitieron la dosis de Td a la edad de 11-12 años. Después de la revacunación de adolescente Td, la ACIP ha recomendado refuerzos de Td cada 10 años en todas las décadas de la vida.
  4. Varicela
    Es una infección viral por la cual la persona presenta ampollas extremadamente pruriginosas en todo el cuerpo. La varicela solía ser una de las enfermedades clásicas de la niñez. Sin embargo, desde la llegada de la vacuna contra dicha enfermedad, ésta se ha vuelto mucho menos común. Causas
    El virus que causa la varicela es el varicela zoster, un miembro de la familia del herpesvirus, que causa también el herpes zóster (culebrilla) en los adultos. La varicela se puede contagiar muy fácilmente a otras personas. Usted puede contraerla tocando los líquidos de una ampolla de varicela o si alguien con varicela tose o estornuda cerca de usted. Aun aquéllos con una enfermedad leve pueden ser contagiosos. Una persona se vuelve contagiosa 1 o 2 días antes de que aparezcan las ampollas y continúa siendo contagiosa hasta que todas las ampollas hayan formado costra. La mayoría de los casos de varicela ocurre en los niños menores de 10 años. La enfermedad es generalmente leve, aunque algunas veces ocurren complicaciones serias. Los adultos y niños mayores generalmente se enferman más que los niños pequeños. No es muy probable que los niños cuyas madres hayan tenido varicela o hayan recibido la vacuna contra esta enfermedad la contraigan antes de cumplir un año de edad. Si la contraen, a menudo tienen casos leves, lo cual se debe a que los anticuerpos de la sangre de sus madres ayudan a protegerlos. Los niños de menos de un año cuyas madres no han tenido varicela o no han recibido la vacuna pueden contraer una varicela grave. Los síntomas serios de varicela son más comunes en niños cuyo sistema inmunitario no funciona muy bien a causa de una enfermedad o medicamentos como quimioterapia y esteroides. Síntomas La mayoría de los niños con varicela presentan los siguientes síntomas antes de que aparezca el sarpullido: Fiebre Dolor de cabeza Dolor de estómago El sarpullido de la varicela ocurre entre 10 y 21 días después de haber tenido contacto con alguien que tenía la enfermedad. El niño promedio presenta de 250 a 500 ampollas pequeñas, llenas de líquido y pruriginosas, sobre manchas rojas en la piel. Las ampollas frecuentemente se observan primero en la cara, la parte media del cuerpo o el cuero cabelludo. Después de uno o dos días, las ampollas se tornan grises y forman costras. Mientras tanto, nuevas ampollas brotan en grupos; a menudo aparecen en la boca, la vagina y en los párpados. Los niños con problemas cutáneos, como eccema, pueden presentar miles de ampollas. La mayoría de las ampollas de varicela no dejarán cicatrices a menos que resulten infectadas con bacterias a causa del rascado. Algunos niños que hayan recibido la vacuna aun desarrollarán casos leves de varicela. Ellos por lo regular se recuperan mucho más rápido y presentan sólo unas pocas ampollas de varicela (menos de 30). Estos casos a menudo son más difíciles de diagnosticar; sin embargo, estos niños pueden igualmente transmitir la varicela a otros. Pruebas y exámenes El médico puede a menudo diagnosticar la varicela observando la erupción y haciendo preguntas acerca de la historia clínica de la persona. Pequeñas ampollas en el cuero cabelludo por lo regular confirman el diagnóstico. Los exámenes de laboratorio pueden ayudar a confirmar el diagnóstico, en caso de ser necesario. Tratamiento El tratamiento consiste en mantener al paciente lo más cómodo posible. A continuación se presentan sugerencias para ensayar: Evite rascar o sobar las áreas de picazón. Mantenga las uñas cortas para evitar daños en la piel al rascarse. Use ropa de cama fresca, suave y suelta. Evite usar ropa áspera, particularmente de lana, sobre una zona con picazón. Tome baños de agua tibia con poco jabón y enjuague completamente. Pruebe con baños de avena o almidón de maíz para suavizar la piel. Aplique un humectante y calmante después de bañarse para suavizar y refrescar la piel. Evite la exposición prolongada a la humedad y calor excesivos. Pruebe con antihistamínicos de venta libre como difenhidramina (Benadryl), pero sea consciente de los posibles efectos secundarios como la somnolencia. Pruebe con crema de hidrocortisona en áreas de picazón. Los medicamentos que combaten el virus de la varicela están disponibles, pero no se le administran a todo mundo. Para que actúe bien, el medicamento generalmente se debe iniciar dentro de las primeras 24 horas de la erupción.
rysvacunaciones